Browsing Tag

Informe Abril

Red watercolor splashes of paint on canvas. Abstract background. Super high resolution and quality. Perfect for brush, design, template etc.
English

Red lines

1 diciembre, 2016 • By

The global challenges faced by public health have given rise to a worldwide debate on the issue. I have had the opportunity to participate in many forums invited by governments, universities, and multilateral institutions to contribute with our vision, experience, and strategies. READ MORE


Red watercolor splashes of paint on canvas. Abstract background. Super high resolution and quality. Perfect for brush, design, template etc.
Opinión

Líneas rojas

1 diciembre, 2016 • By

Los retos de la sanidad pública abren un debate global porque los desafíos son globales. He tenido la oportunidad de participar en muchos foros, invitado por gobiernos, universidades e instituciones multilaterales para aportar nuestra visión, experiencia y estrategias. READ MORE


Alberto de Rosa, Opinión, Ribera Salud

Una verdad incómoda

29 enero, 2015 • By

A todos los que sois seguidores de mi blog y a los que me conocéis en primera persona, sé que mi discurso os puede parecer insistente, -soy consciente de ello-, pero no me cansaré de decir que tenemos un gran sistema público de salud, de grandes valores, que garantiza una moderna sociedad de bienestar. Sin embargo, no nos podemos quedar de brazos cruzados, no podemos no hacer nada ante los problemas que tenemos delante, aunque no queramos verlos, lo que me recuerda el documental que hizo el exvicepresidente de los Estados Unidos Al Gore.

Nuestro sistema reclama urgentemente ser reformado para adaptarse a los nuevos tiempos, para poder hacer frente a los retos que se avecinan tanto sociales, como tecnológicos y económicos, a los que vamos a tener que enfrentarnos a medio y largo plazo. Desde mi punto de vista, y teniendo simplemente en cuenta el elemento demográfico, es inexorable actualizar la gestión del Sistema Nacional de Salud si queremos preservar sus valores. Una necesidad que no es sólo española sino que ocurre en todos los países de nuestro entorno.

Estoy convencido que estas reflexiones que siempre defiendo desde mi blog y que a veces pueden dar la impresión de repetitivas, aburridas o solitarias, antes o después, se sumarán a las de otras muchas personas con las que coincido en el diagnóstico y estoy seguro que también, en un altísimo porcentaje, en el tratamiento. De hecho, el pasado 23 de enero de 2015, el diario El País publicaba la tribuna ‘Salvar la sanidad pública’ firmada por grandes personalidades del mundo de la filosofía, del ámbito universitario, de las organizaciones sociales o de la gestión. Entre los autores se encontraban, entre otros, Victoria Camps, Adela Cortina, Santos Juliá, Nicolás Redondo, Fernando Savater o Enrique Costas Lombardía, quien fuera vicepresidente del Informe Abril. Es una gran tribuna, de obligada lectura y difusión. Por cierto, qué poca repercusión está teniendo esta columna de opinión, ¿no?

Creo que es muy importante que personalidades del mundo académico, científico, intelectual, político y ético del relieve de estos firmantes manifiesten lo que muchos pensamos y bastantes no se atreven a decir. Dar un paso adelante y liderar la necesidad de renovación del Sistema Nacional de Salud es algo ejemplar. Y, por supuesto, yo me sumo a ellos desde la más absoluta humildad y admiración.

Hay una frase en la tribuna que me ha impresionado: “Renovar el Sistema Nacional de Salud es una exigencia moral apremiante”. Es una frase con una carga de profundidad extraordinaria que pone el dedo en la llaga en el gran problema al que se enfrenta la sanidad pública española porque, o renovamos el sistema de verdad o estaremos atacando a los verdaderos valores de equidad, gratuidad, solidaridad, etc. O renovamos el sistema, o por defender lo antiguo simplemente nos cargaremos el mayor tesoro de nuestra sociedad moderna.

No es una cuestión de ideología sino de ética social.

¡Sumemos ideas, discutamos soluciones con generosidad, seamos valientes, defendamos los valores, critiquemos lo que no funciona, cambiemos lo anquilosado, actualicemos lo viejo!

En definitiva, afrontemos con seriedad la renovación del Sistema Nacional de Salud. Las próximas generaciones nos lo agradecerán.


Alberto de Rosa, Opinión, Ribera Salud

La opinión de los profesionales sobre la sanidad

12 diciembre, 2014 • By

La consultora Deloitte y Pharma Talents han presentado recientemente un estudio sobre ‘la situación actual del sistema sanitario en España y sus perspectivas de futuro’. Creo que merece la pena detenerse en los datos que ofrece esta encuesta en la que han participado más de 3.000 profesionales del sector. Para cualquier gestor no hay información más valiosa que la que ofrecen los profesionales que conocen en profundidad las vicisitudes del ámbito sanitario.

Las conclusiones que recoge este informe son muy amplias, pero quiero destacar algunas que me han llamado la atención. Por ejemplo, el 80% cree que se extenderán los modelos de colaboración público privado. Además, el 78% considera que el sistema sanitario necesita mejores herramientas para medir y evaluar la calidad. Otra de las cifras a subrayar es que el 69% opina que el sistema evolucionará hacia un perfil más empresarial y, el mismo porcentaje, tiene dudas sobre la sostenibilidad del sistema sanitario.

Siempre afirmo que si a los profesionales de la sanidad nos permitieran hacer una revisión del Informe Abril nos encontraríamos con un amplio consenso para elaborar un nuevo diagnóstico con renovadas medidas a adoptar. Quizá, por eso, no se haga. Y no es por falta de interés por parte de los profesionales.

Sin embargo, siempre anima leer estas encuestas porque, aunque parezca que somos pocos los que defendemos la necesidad de hacer reformas, en verdad son muchas las voces que están demandando al sistema que no se quede quieto porque si queremos preservar a largo plazo el actual Sistema Nacional de Salud debemos ser valiente y tomar decisiones.

Desde este blog, quiero dar la enhorabuena a los promotores de este estudio y mostrar mi admiración a los profesionales que han contestado pensando en una mejor sanidad para todos. No desistamos.


Alberto de Rosa, Modelo Alzira, Opinión, Ribera Salud

¿Dónde hay que apuntarse?

2 junio, 2014 • By

Desde mi blog siempre he defendido la necesidad de sumar reflexiones sobre el futuro del sistema sanitario, la necesidad de debatir con libertad y rigor, con pedagogía, con datos, sobre la manera de hacer sostenible el gran tesoro de nuestro modelo de bienestar que es nuestro Sistema Nacional de Salud.

De hecho, no hace mucho, abogaba por recuperar el llamado Informe Abril que, desde mi punto de vista, continua siendo un documento de enorme valor, completamente actual, y con el que ya se produjo reflexión y debate, y que sirvió para que se pusieran sobre la mesa propuestas concretas de mejora del SNS. Desgraciadamente, casi ninguna se materializó.

Pues bien, recientemente el presidente de la Xunta de Galicia, D. Alberto Núñez Feijóo, gran conocedor de la sanidad española y un hombre integrador que sabe generar ideas que introducir en el debate nacional, ha propuesto crear un grupo de trabajo o comisión que elabore un informe sobre la sostenibilidad futura de la sanidad española, y hasta se ha atrevido a proponer un nombre para que ocupe la presidencia de este grupo: el ex presidente del Gobierno, Felipe González.

Creo que es una gran iniciativa. En mi opinión, hemos de ser capaces de atraer hacia la sanidad a líderes de opinión que sepan analizar los grandes retos del futuro en nuestro sector, su incidencia cada vez mayor en los limitados presupuestos públicos y la presentación de propuestas de mejora para el corto, medio y largo plazo, desde la experiencia del conocimiento de la gestión de la cosa pública y del análisis de las perspectivas nacionales e internacionales que se abren paso en todas partes.

Creo que todo lo que sea sumar es mejor que no hacer nada. Más vale avanzar un poco que no cambiar por miedo a equivocarse. Por ello, ante la propuesta que ha lanzado el Presidente de la Xunta, no puedo más que preguntar: ¿dónde hay que apuntarse?