Opinión

El valor de la innovación

23 noviembre, 2018 • By

La publicación sanitaria New Medical Economics, a través de los votos del Consejo Editorial y sus lectores, ha concedido a Ribera Salud el premio al ‘Mejor Proyecto en Salud Digital’. La semana pasada estuvimos en Madrid recogiéndolo y debo confesar que, este reconocimiento, me hace especial ilusión porque pone en valor la firme apuesta de nuestro grupo por la transformación digital en la prestación de la atención sanitaria.

En la ceremonia de entrega, que tuvo lugar en el Ministerio de Sanidad, tuve la oportunidad de coincidir con personalidades de la sanidad española de gran renombre. Asistieron, por ejemplo, varios consejeros de sanidad como el de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruíz Escudero, el de Castilla La Mancha, Jesús Fernández Sanz, o el consejero de Asturias, Francisco del Busto.

Allí tuve la oportunidad de reencontrarme también con Boi Ruiz, miembro del Consejo de Administración de Ribera Salud, -es un privilegio trabajar todos los días con gente como él-, y con Luis Mayero, presidente del IDIS. También con compañeros de la Generalitat Valenciana y de otras comunidades autónomas entre los que me alegró encontrarme con la Escuela Andaluza de Salud Pública.

En mi discurso intenté explicar que la innovación y la tecnología tienen que ir necesariamente unidas a la presentación de resultados, a la transparencia y a la demostración del valor que generan. No pueden ser hermosos conceptos que se queden en lo abstracto sino que deben demostrar su realidad en lo cotidiano. Son dos conceptos fundamentales si queremos hacer una sanidad de excelencia y una sanidad sostenible en el largo plazo porque, por un lado, sirven para dar mayor bienestar a nuestros ciudadanos y, por otro, para que las Administraciones Públicas consigan el objetivo real de una sanidad responsable y comprometida con la salud de los ciudadanos.

En este sentido, me siento muy orgulloso de que el premio que hemos recibido haya coincidido en el tiempo con la publicación del informe de la Sindicatura de Cuentas de la Comunidad Valenciana sobre el modelo de gestión en el Departamento de Salud de Torrevieja. Una vez más, se trata de un estudio que se ha realizado a petición del propio gobierno valenciano para corroborar si es o no eficiente la gestión privada y la conclusión vuelve a ser clara y rotunda: Torrevieja es sinónimo de eficiencia, calidad, vanguardia, innovación y progreso.

Para nosotros es una enorme satisfacción comprobar que el síndico de cuentas, el auditor público valenciano, concluya que estamos ahorrando un 30% del coste a los ciudadanos de la Comunidad Valenciana. En primer lugar, concreta un ahorro anual de 45 millones de euros;  en segundo lugar, las listas de espera son de 38 días frente a los 115 días de media en la Comunidad Valenciana; en tercer lugar, la mortalidad es inferior; en cuarto lugar, la esperanza de vida es mayor que en el resto; en quinto lugar, la satisfacción es mayor; en sexto lugar, los acuerdos de gestión están 20 puntos por encima de la media y, en séptimo lugar, la inversión por habitante es superior. Tal y como dice el propio síndico de cuentas: “Torrevieja es uno de los hospitales más eficientes de la Comunidad Valenciana”.

Sin lugar a dudas, estos resultados no serían posibles sin el excelente trabajo de todos los profesionales que ponen todo su empeño y saber hacer en nuestro bienestar, en cuidarnos, fomentando nuestra autonomía mediante el uso de las nuevas tecnologías sin perder de vista la visión humanista de la atención sanitaria.

Estoy muy agradecido a New Medical Economics por concedernos este premio. En Ribera Salud llevamos años apostando firmemente por la transformación digital en la prestación de la atención sanitaria por lo que, este reconocimiento, es un nuevo impulso para seguir mejorando en el uso de las tecnologías aplicadas a la gestión sanitaria.